“slavery” sucks!


El ejercicio laboral me produce sentimientos llenos de dualidad…

Trabajar produce gratifiación personal, profesional y ocupa nuestra vida haciéndonos sentir útiles y nos pagan, y la platica está más que bien, porque nos permite y a la vez nos proporciona muchas cosas. Es jodido no tenerla y yo SÉ que es mejor con que sin.

Por otro lado, odio ser esclava de una empresa, tener que estar 10 horas sentada en un escritorio -muchas veces sin tener qué hacer-, y ver pasar los días, uno tras otro haciendo fuerza para que llegue el fin de semana y sentir al final que estoy “perdiendo mi vida”.

Me afana inmensamente vivir la vida, porque hasta durmiendo siento que la pierdo así hacerlo sea placentero, y ver que pasan los días en la rutina de darle mi vida a una compañía que poco me deja, me duele.

Mucho.

Y me hace pensar en ese mundo ideal del cual ya hablé que existe en mi cabeza.

Alguna vez tuve un trabajo que AMABA, y por eso creo que si puede ser mejor, que amar lo que se hace y el lugar en el que se está es posible. Tristemente mi -trabajo- de hadas duró poco y todavía habiendo pasado años y años desde que me “fueron” de allá, creo que en el fondo es algo que no he superado del todo. Creía que mi vida y mi futuro profesional estaban allí y no me importaba tener que levantarme a las 5am o antes, coger flota y hacer una hora de viaje…porque lo amaba, me sentía como un pez en el agua. Todo terminó prematuramente para hacer más difícil mi proceso de dejarlo atrás además que eso cambió radicalmente mi vida personal y profesional, no sé si porque yo me cerré o porque si fué una real consecuencia, o una cambio del “destino”, o simplemente tenía que vivir todo eso en mi vida y recorrer el camino que he recorrido para estar donde estoy hoy para aprender una u otra cosita de la vida (y del trabajo).

Uff….. recordar estos años es como recorrer una vida entera…. algo dolorosa… Y sé con certeza que si el lugar en el que estoy hoy me hiciera sentir así de plena como aquel otro, no tendría NINGUNO de estos sentimientos que tengo hoy (por estos días).

Lo que me contrataron para hacer aquí, lo amo, es un infinito mar de enormes y maravillosas oportunidades de hacer cosas bonitas y chéveres y fáciles de hacer… cero estrés..

Pero no me dejan trabajar y eso ya me tiene RAYADA, FRUSTRADA Y CON PIEDRA!!

Quieren que haga, que cree, pero aparentemente yo estoy 100 pasos adelante de la empresa, de lo que están dispuestos a hacer, de entregar lo que requiere que entreguen para sacar todas estas cosas adelante. Muchas buenas intenciones pero NADA real, NADA.

Me la paso esperando… esperando que se pueda hacer un prototipo, una prueba, una producción de muestra… yo hago y hago con las uñas lo que puedo hacer por los lados de toda esta magnificencia industrial… y sigo esperando.

He llegado a concluir una situación que definiría casi por completo a manera de similitud, como me tienen:

Soy el HIJO BOBO, que participa de todas las situaciones familiares, ve a su alrededor y lo dejan meter la cuchara para raspar el molde del ponqué que están horneando en casa para hacer su propio pastelito chiquito. PERO: no le enseñan NADA, no lo dejan batir, y además le prohiben la mitad de las cosas que podría hacer.. porque es el bobo.

Así me la paso… esperando que mi señor jefe tenga tiempo de antenderme, se digne a enseñarme, y como no lo hace, me tiene con las manos amarradas, calentando asiento 10 horas a diario sin nada que poder hacer.

El asunto es que el personaje en cuestión no sólo es mi jefe, sino que es el gerente de la compañía, y además es el gurú de la producción y del conocimiento técnico del producto. Nadie más me puede dar una capacitación del producto sino él, nadie más me puede explicar cómo se desarrolla una alfombra o cualquier otra cosa, sino él… y divinen que?… No se le da la gana!!!. Está abrazado a la información para tener el poder y el control como se abraza a su almohada por la noche… y no la suelta. Así que cómo quiere que yo haga algo si no suelta ni 10cm de pita???? Sú única y más brillante solución es decirme: “haz una listica de las cositas que quieras saber y me vas preguntando..”

Perdón??? Y cómo quiere el señor que yo le pregunte por una cosa que NO SÉ QUE EXISTE?. Gimme a break!

Cultura organizacional?, Empoderamiento de sus empleados?, Hacer que sus empleados se sientan parte importante de la organización?, Beneficios?, Entrenamiento y promoción de carreras?…Aparentemente todos esos son seminarios que “dan por ay!”, pero por aquí no conocen y creo que no quieren conocer…Ignorance is bliss.

Hay algo que me conforta y es que “todos” -los otros duros- lo ven, y ahora me han confesado que sabían que ésto se iba a presentar…. WTF???? Y que se supone que yo haga ó diga al respecto??? Y no me venga con la palabra PACIENCIA, que es la ÚNICA que parecen conocer por aquí… no podían escoger otra virtud humana, diferente a precisamente la que YO NO POSEO?????, JUSTO TIENE QUE SER LA PACIENCIA???, que es ésto, un curso de faquir??

………………..

Agradezco de corazón poder tener un trabajo, tener algo que hacer y un lugar al cual levantarme en la mañana para ir.

Fueron muchos los años que pasé pidiendo por todas esas tres cosas y ahora las tengo. Pero es horrible sufrirlas. Ya es suficiente tiempo fuera de casa para tener que hacer algo que no te proporciona nada y además pelear para que me dejen hacer algo que les va a traer beneficios a SU empresa… los pájaros tirándole a las escopetas… YO ROGANDOLES PARA HACER MI TRABAJO!!! “Habráse visto!”.

Por otro lado, los intríngulis (ver diccionario paisa) laborales son terribles… La “poco querida” (por no decir algo más subido de tono), mensajera, si, con A, porque es una “ella”, que cada vez que me ve me hace la mirada del asesino en serie.. Qué le he hecho tipa??, guárdese sus envidias o whatever y mire para otro lado!!!, la señora a la que se piden los útiles de trabajo que a todos se los entrega en la mano en sus escritorios y a mi, al final del mes cuando yo le pregunto “oye te llegaron mis cosas?”, me contesta con 4 piedras en la mano: “Tus cosas estás aquí guardadas, como no has subido por ellas!”.

Qué es lo que pasa?, son un bicho raro que dice “odiame” en algún lado?…

Sólo voy a decir una cosa: Pobretonas-envidiosas PUNTO.

Y después viene todo lo que tiene que ver con el Código laboral o como quiera que esa vaina redactada por unos tipos que ganan no sé cuánto -mucho-, se llame.

Descuento en el actual pago por dos días de incapacidad médica.

Prima proporcional a los días trabajados.

Novena?, navidad?: Siempre que no afecte los horarios laborales (No existe un poder en el mundo que haga que me quede después de las 5:30pm para rezar una novena “que no afecte mi horario laboral”).

Cumpleaños?… nadie supo -o se hicieron los pendejos- No sé que es una bomba en el escritorio… o una simple felicitación.

Trabajo de campo autorizado por el jefe un día la semana pasada: La -genio- de recursos humanos me escribe: ” doña Lina, buen dia, del 7 de diciembre no tenemos registro de asistencia, por fa me podria precisar ? “…. What????? Precisar????? Come on!!!

Extraño la libertad que tenía cuando trabaja independiente….

Y en momentos como en los que me confronto con el “…precisar..” siento que vendí mi alma al diablo por un sueldo y soy esclava, pero ellos se empeñan en tenerme aquí para hacer un trabajo, con las manos amarradas.

Así no se puede…

Así que siempre vuelvo de nuevo a mi mundo ideal en el cual mi trabajo no me “incomode” ni un poquito.

Etiquetas:

About Pitufina

Trato que a pesar de éste tamaño, la vida no me atropelle!, Por eso voy a la deriva en permanente estado de alerta...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: