Tag Archive | history

en el horno:

Ok, estoy cocinando y ya casi están listos tres temas bien importantes que he querido tener hace tiempo.

Creo en que “el que no pide, no mama”, como dicen por mi tierra, y sumandole a ésta creencia, la costumbre compulsiva de hacer listas para todo, tengo tres listas en camino:

1. Mi LIFE LIST inspirada en muchas que he visto desde hace como 6 meses en algunos blogs como éste.

2. Mis 100+ Cosas acerca de MI… todas esas cosas buenas, malas y locas que me hacen ser yo (pa´que se enteren). cómo es de difícil definirse ole!

3. Mi diccionario paisa: Si por ahí se me escapa un “confite”, una “escala”, hay alguien “descalsurriado” ó  voy a meter todos mis “checheres” en una “chuspa” para irme, y no entienden nada de lo anterior, van a AMAR, mi diccionario paisa. Para que se culturicen!.

Espero esta semana tener estas tres páginas listas, aunque no terminadas, porque derivando se van engordando!, así que se buscan lectores!!

Anuncios

la ley de compensación es divina!!

Esta es la historia:

Cuatro meses antes de casarnos el señor Afanador y yo, hace 6 años, yo recibí en mi trabajo un: “no podemos tenerte más aquí, porque se finalizó el proyecto”… so I was let go. Y cuando uno decide casarse, es porque tiene por lo menos con qué vivir. Yo pensé seriamente en cancelar el matrimonio porque dudaba mucho que con los ingresos del señor Afanador, pudiesemos vivir. Sin embargo él, me dió un ROTUNDO NO!, ..”de ninguna manera vamos a cancelar el matrimonio.. ahí miramos a ver qué hacemos..” Yo en mi afán del “qué hacemos”, decidí aceptar un puesto en la misma empresa de la cual había sido let go, en algo que realmente ODIABA HACER, Y NO QUERÍA HACER. Allí empezó la lucha. Porque cuando tu haces algo que odias, realmente no puede aguantar mucho tiempo antes de reventarte.

Durante seis años, yo la verdad jugué ping-pong e hice mil maromas para hacerme a un espacio en el mundo laboral, en medio de muchas oportunidades que se presentaron y muchas manos que de corazón algunas personas me tendieron, pero haciendo maromas es difícil tener éxito real… y tal vez no conté con mucha suerte tampoco, que muchas cosas que inicié no dieron frutos, y la verdad es que con el paso de los años ese peso económico por falta de un ingreso razonable y la falta de éxito profesional, por poco acaban con nuestro matrimonio.

Muy pocos saben hasta ahora lo realmente mal que estuvimos y lo MUY MAL que estaba yo, porque sentía que había pasado de ser una niña que lo había tenido todo, a una mujer que no había sido capaz de construir su propia vida, estaba deprimida, frustrada, sin un peso en el bolsillo y desesperada. Y es allí donde los humanos tenemos que encontrar un responsable a todo para aliviar nuestra culpa y fué allí donde estalló troya en mi vida matrimonial. Eramos dos extraños viviendo juntos que se querían pero no encontraban ya nisiquiera cómo comunicarse. Finalmente pasó eso, y ahora nos hemos vuelto a encontrar como (ahora entiendo) debía pasar, porque estamos hechos el uno para el otro… Y el encuentro se dió paulatinamente mediante pequeñas cosas que nos fueron poniendo simultáneamente en el mismo carril. Lo primero: Mi buena amiga Natus 🙂 me dió un trabajo, que me ayudó a des-enloquecerme porque sencillamente tenía algo qué hacer, y no contenta con aquello, me dió otro después como profesora de una universidad, lo que mantenía bastante ocupada y me dió otra cosa en que pensar y de paso me hizo muy feliz.

A partir de la ayuda de Natus, su buena vibra y todo lo que me reía con ella a diario (te extraño Nats!), todo empezó mágicamente a cambiar…. Luego vino el matri de mi amiga de la vida Bea, en Cartagena, y quién no se vuleve a enamorar en medio de una ciudad amurallada, bañada por el mar tropical, con el romanticismo de un matrimonio de por medio y remata con 5 días en el paraíso: Islas del Rosario asilados del mundo. Pues el señor Afanador y su esposa, volvieron como de luna de miel de ese viaje motivo boda.

Cuando estabamos en las islas, me llamaron a una entrevista.. a la semana siguiente que regresé fuí a la primer entrevista con el gerente y me dijo: “si lo quiere, el puesto es suyo”… yo no lo podía creer !!!, más plata de la que me habían ofrecido incialmente y “jefe”.. salí literalmente llorando de la empresa cuando me subí al carro… después de 6 años de ping-pong laboral, era más que demasiado para mí.

A las pocas semanas de yo estar trabajando, de las finanzas haberse “organizado”,  recuerdo haber deseado en mi mente que a Afanador le saliera un nuevo trabajo, y  gracias!, un mes mas tarde de yo haber estrenado, él estaba estrenanado un nuevo puesto con mejor sueldo, mejor posición y más feliz…. Recordar ésta historia me pone nerviosa, porque es como de no creer… En 4 meses, seis años se han dado la vuelta, y ahora Afanador me llama y me dice “te tengo una buena noticia” -amo sus buenas noticias – Te acuerdas de unos beneficios que me habían ofrecido? pues me van a pagar más y retroactivo… Jajajajaja (risa nerviosa)….

No es divina la ley de la compensación?? Fuimos al infierno, pero vamos camino al cielo, montados en un botecito, con los ojos bien abiertos!

Te amo R, y ésto te lo mereces por ser tan bueno…

A %d blogueros les gusta esto: